¡Conectados y disponibles para el trabajo!
Inicio
Que tengo cerca
Buscar
Publicar
Mensajes
Notificaciones
Alertas y Tips
Mis Alertas
Mi Perfil
Mis Publicaciones
Mis Favoritos
Estadísticas

Clima
Mis Lotes

Ajustes
Cerrar Sesión

Ayuda
Acerca
Términos




Sin comentarios
hace 9 meses


La tecnología innovadora que podría transformar la ganadería

Crédito: AGROdisponible
La provincia de Buenos Aires, conocida como el corazón de la ganadería vacuna argentina, se enfrenta a un desafío creciente: el aumento de las temperaturas y la falta de sombra para el ganado. Según el Ministerio de Desarrollo Agrario bonaerense, en 2019 la provincia albergaba más de 19 millones de animales, lo que representaba el 35 por ciento del total nacional. Sin embargo, el clima cada vez más cálido plantea problemas para el bienestar de los animales. Un ingeniero forestal explicó que gran parte de la provincia es un pastizal natural rodeado de bosques de algarrobo o caldén, lo que brinda una oportunidad para plantar nuevos árboles y abordar este desafío. La solución podría estar en la integración de bosques y ganadería o en la implementación del silvopastoreo, un enfoque que implica producir carne y madera en la misma parcela de tierra. Aunque algunos productores ganaderos habían desestimado esta opción en el pasado debido a la preocupación de que los árboles compitan por los recursos del suelo, cada vez más ganaderos están mostrando interés en esta técnica. El ingeniero agrónomo Ángel Rossi, responsable del establecimiento La Negra en Chacabuco, explicó a InfoCielo que lleva aproximadamente 4 años implementando la producción silvopastoril. Aunque aún es temprano para evaluar los resultados, este caso se ha convertido en un estudio de referencia para el V Congreso Nacional de Sistemas Silvopastoriles que se celebrará en octubre en la Universidad de Buenos Aires (UBA). El concepto detrás del silvopastoreo es simple: combinar la ganadería, que es una actividad de corto o mediano plazo, con la forestación, que es a largo plazo. Mientras que un animal puede llegar al mercado en un año, un árbol puede tardar una década. Esta práctica ya se utiliza en el Delta del Paraná, donde existe una industria maderera consolidada debido a la proximidad de bosques y aserraderos. Rossi sugiere que los intendentes locales podrían fomentar estos sistemas con una inversión relativamente baja, creando oportunidades de desarrollo económico y mejorando el bienestar de los animales. El gobierno de la provincia de Buenos Aires ha dado un paso hacia la adopción de esta técnica. A principios de septiembre, los ministerios de Ambiente y Desarrollo Agrario firmaron un convenio con autoridades nacionales para promover actividades agrícolas, ganaderas y forestales sostenibles. Este acuerdo establece la creación del Comité Técnico Provincial para el Manejo de Bosques con Ganadería Integrada y busca desarrollar un plan de manejo que combine la actividad ganadera con la forestal de manera sostenible. Este enfoque promete no solo abordar los desafíos climáticos sino también impulsar el desarrollo económico y mejorar el bienestar animal en la provincia de Buenos Aires.